¿Porqué me afectan tanto las distopías?

22 de julio de 2017


Hola amiwos, ¿cómo están?
Ya se que es sábado y normalmente hago estos post los viernes, pero ya saben, la fuckin' vida universitaria.

Hoy traigo un tema interesante para platicar, resulta que desde hace tiempo he estado evitando lecturas sobre temas futuristas o mejor dicho, distopías.
Yo se que hay reseñas en el blog sobre esos libros, se que ustedes las han leído. Desde Divergente de Veronica Roth hasta 1984 de George Orwell. 
Y sí, los he leído. Y es por eso que no me gustan. 

Resultado de imagen para zombies
Hasta me dio miedo buscar la imagen y puse una de dibujos.
Quizá sea por un trauma de la infancia acerca de los zombies, cómo muchos de ustedes sabrán, le tengo un pavor (yo diría que fobia) a los zombies (y espero no ser la única persona en el mundo porque eso sería muy triste). Lo que pasa es que no puedo ni siquiera pensar en ellos o si quiera verlo, por que entro cómo en una histeria de "¡Quitalo!¡Quitalooo!". Y no, no es solo por los zombies, si no por el mundo o el contexto que los rodea. La mayoría de estas historias las rodea un mundo post-apocalíptico que se suma en una especie de catástrofe que elimina a la mayoría de la población del mundo, ya sea por un virus mutante, una plaga de algo, etc, etc. 
Estos "mundos" post-apocalípticos me dan UN PUTO MIEDO que no tienen idea. 
Entonces pensamos, de qué están hechas las distopías?



Distopía o cacotopía son términos antónimos de eutopía, significando una «utopía negativa», donde la realidad transcurre en términos antitéticos a los de una sociedad ideal, representando una sociedad hipotética indeseable.
< Una sociedad hipotética indeseable > 
Resultado de imagen para fahrenheit 451Esa es la base del "mundo" construido dentro de la historia, base que se parece MUCHÍSIMO a las bases construidas dentro de películas, series y novelas de zombies.
De ahí la relación con que la historia de mundos apocalípticos y futuristas me den miedo. Aunado también al constante miedo que tengo de teorías conspirativas, no de los iluminati, si no de teorías sobre un gobierno tipo 1984 o Fahrenheit 451. Qué es lo que veo más probable y más acercado a la realidad.

Ustedes no tienen una idea de cómo sufro al leer ese tipo de novelas, me imagino viviendo dentro de ellas y me dan ganas de llorar. En serio, no es broma. Aún que suene súper estupido, me imagino que mi mamá tenga que vivir en ese tipo de mundo o que incluso mis hijos o nietos tengan que hacerlo y no tienen idea del miedo que me da. Es cómo una frustración inexplicable.

Cuándo leí 1984 fue cómo si me lanzarán a la hoguera, sentía tanto temor por lo que le pasaba al personaje principal, que casi al final del libro, tenía que saltarme algunos renglones por terminarlo rápido y no volver a tener que leerlo. 

Resultado de imagen para lux onyxUn ejemplo más claro es él porque deje de leer la Saga Lux de de Jennifer L. Armentrout, todo iba bien, todo se parecía a Hush Hush de Becca Fitzpatrick, todo era de un romance medio extraño... Hasta que intervino el gobierno. 
Ahí dije "No, no, no, eso sí no" y deje la saga incompleta aún que me gustará muchísimo.
También estaba investigando más libros de Kylie Scott, la autora de la saga Stage Dive, y descubrí que tiene otras dos sagas juveniles. Una de ellas sobre el fin del mundo. 
O sea, neta que no puedo con eso, no puedo siquiera pensar en eso por qué ya entro en paranoia. 
Y se que está mal, por qué. ¿Quién carajos tiene miedo a teorías conspirativas y zombies?
La pregunta es en serio, porqué si se que a nadie le afecta, tendré que buscar un psiquiatra. 

Espero que les haya gustado un poco mi charla sobre miedos literarios tontos, nos leemos!
Saludos, Max. 

5 comentarios:

  1. Jajajaja, a ver, miedos tenemos todos, cada cual a algo. Y un alto porcentaje de ellos son miedos irracionales, qué se le va a hacer.

    bsos libres de miedos!

    ResponderEliminar
  2. Creo que justo son excelentes porque son creíbles, por eso afectan. Yo soy fan de las distopías, pero no las que mezclan zombies o criaturas mágicas, sino las que se vinculan con gobiernos totalitarios y desastres naturales. Será mi lado masoquista. Luego lloro y me imagino que el mundo se va por el caño, pero me atrapan y no puedo dejar de leerlas. Con las que no puedo son con las de horror y canibalismo, ese tipo de historias me descompone. Todo bien, cada uno tiene su espacio de miedo. Besos!

    ResponderEliminar
  3. ¡Holaaa! Jajaja, lo siento, no podía evitar reírme aunque me da lástima igual que no puedas, yo soy un fan de las distopías, me gusta mucho todo eso porque además, suelen llevar una crítica super fuerte detrás.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola! Cada uno tiene sus propios miedos y, por desgracia, en tu caso esos miedos se despiertan con obras literarias que, de no ser por ellos, podrías disfrutar mucho. Creo que con el tiempo podrás ir aceptando esas paranoias y te afectará algo menos encontrarte con distopías ^^.
    Me ha parecido una entrada muy entretenida, estoy segura de que hay muchas más personas con miedos literarios tontos. Quizás si lo enfocas como que los mundos post-apocalípticos te hacen sentir mal y no como que te dan miedo la paranoia sea menor :).

    Nos leemos, un saludo!!

    ResponderEliminar
  5. Y bueno, cada quien le tiene miedo a lo que le tiene miedo. No problem. A mí me afectan más los dramas con final triste, por eso no leo los libros sobre gente que está muriendo de cáncer, por ejemplo. Aunque no por miedo, sino porque me dejan mal emocionalmente (aunque eso también me pasó con el final de 1984, libro que definitivamente no volveré a leer).

    ResponderEliminar